• Este verano va a ser más caluroso de lo habitual, entre 0,5 y 1 grado con respecto la media de esta estación. Las altas temperaturas afectan especialmente a las personas con enfermedades crónicas, como el paciente renal.

 • Hay una serie de recomendaciones que pueden ayudar al paciente con ERC a sobrellevar el calor en las mejores condiciones posibles para su enfermedad. En saludentuvida.com te las ofrecemos.

Los expertos recomiendan subirse a la báscula a diario para controlar su peso y así saber si puede ingerir más o menos líquidos.

Los riñones de los pacientes con Enfermedad Renal Crónica (ERC) en Hemodiálisis no son capaces de eliminar sustancias tóxicas para ellos, entre la que se encuentran potasio, fósforo, el agua y la sal. Por lo que es fundamental que, independientemente de la época del año, controlen y limiten su consumo, Sandra Castellano, nefróloga de Fresenius Medical Care, “la cantidad de líquido que el paciente renal puede ingerir depende de lo que elimine, habitualmente les decimos medio litro diario más de lo que orinen, pero en ese líquido diario incluimos tanto lo que beben cómo lo que comen, por ejemplo ,sopas, frutas…”.

En verano, las altas temperaturas y los excesos en vacaciones, pueden provocar que algunos pacientes con ERC no cumplan estas recomendaciones, lo que afecta directamente a su salud y su tratamiento, Sandra Castellano, nefróloga Fresenius Medical Care, “durante la diálisis les detoxificamos la sangre, pero también les quitamos agua, con lo que bajamos el peso con el fin de dejar al paciente con su sangre “limpia” y en su “peso seco”, es decir, el peso sin el líquido acumulado que le pueda perjudicar. Lógicamente cuanto menos líquido traiga el paciente a diálisis, menos líquido hay que quitar durante la sesión de diálisis y mejor va a tolerar la sesión de hemodiálisis”.

Hay una serie de recomendaciones que pueden ayudar al paciente con ERC a

sobrellevar el calor en las mejores condiciones posibles para su enfermedad. Estas son:

· Subirse a la báscula a diario para controlar su peso y así saber si puede ingerir más o menos líquidos.

· Beber agua a sorbos y lentamente.

· Evitar las bebidas con gas o carbonatadas, aumentan la sensación de sed y tienen alto contenido en fósforo y sodio.

· Suprimir o limitar la sal, y si la consumen, es más recomendable la de mesa ya que las sales hiposódicas contienen potasio.

· Vigilar los niveles de azúcar. Las personas diabéticas mal controladas padecen a menudo mucha sed que les puede hacer beber más líquidos.

· Comer frutas congeladas, preferiblemente pera, manzana y sandía. Frutas de temporada, como la cereza, el melocotón y el melón están contraindicadas por su alto contenido en potasio.

· Para saciar la sed, como alternativa a los líquidos, pueden tomar: chicles y caramelos sin azúcar y cubitos de hielo (de agua o zumo de limón diluido).

· Enjuagarse la boca con agua fría, aumenta la sensación de frescor.

· Utilizar ropa transpirable y holgada.

· Conservar adecuadamente los medicamentos. Algunos deben mantenerse en el frigorífico, y otros no pueden estar a más temperatura de 25-30 grados. Seguir las indicaciones del especialista.

Porque la Salud es lo que importa…Pon #Saludentuvida

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s