• 663 millones de personas no tienen todavía acceso a agua potable y cerca de 2.400 millones no disponen de saneamiento adecuado.
  • La diarrea es la tercera causa de muerte en niños/as menores de cinco años. Al día mueren cerca de 1.000 debido a un saneamiento inadecuado.
  • Anesvad y Unicef, en el Día Mundial del Agua, recuerdan que el acceso a un agua segura, higiene y saneamiento adecuado, podría evitar 842.000 muertes al año.
  • El cambio climático y la falta de saneamiento amenazan la seguridad del agua para millones de personas.
  • A partir hoy y hasta la firma del acuerdo de París el 22 de abril, UNICEF ha iniciado una campaña mundial en Instagram para crear conciencia sobre el vínculo entre el agua, el medio ambiente y el cambio climático.
FOTO 2

En Onwi, Anesvad trabaja en la construcción de ese pozo de agua que quedó inutilizado hace tres años. Con ello, se espera reducir las enfermedades diarreicas y las cutáneas,sobre todo entre niños/as y embarazadas. (Anesvad)

Hace ahora 23 años, la Asamblea General de Naciones Unidas estableció el 22 de marzo como el Día Mundial del Agua. Un elemento esencial para la vida y el desarrollo, que tiene un impacto positivo en la vida de millones de personas, al incidir en cuestiones que afectan a la seguridad alimentaria y energética, la salud humana y el medioambiente, pero al que no todos/as tenemos acceso en cantidad y calidad.

En Onwi, una de las 113 comunidades del Distrito ghanés de Upper Denkyra East, en el que Anesvad trabaja, el único pozo que había, quedó inutilizado hace tres años. Desde entonces, los 850 habitantes de esta comunidad eminentemente rural que conecta con la capital a través de una pista de tierra roja que se hace intransitable en época de lluvias, se abastece del agua que circula por un pequeño riachuelo, para beber, lavarse o cocinar. Como consecuencia de esta carencia de agua potable, solo en 2015 se dieron 253 diarreas agudas, 96 infecciones por hongos y muchas otras afecciones cutáneas, afectando principalmente a niños/as menores de cinco años y provocando la muerte de uno de ellos, a causa de una diarrea severa.

663 millones sin agua

En un mundo cubierto en sus dos terceras partes por agua, puede parecer un contrasentido mencionar que el difícil acceso a agua potable sea causa de enfermedades y pobreza. El agua apta para consumo humano constituye, no obstante, una parte muy pequeña del total. El agua es, además, un elemento fundamental tanto para la higiene como el saneamiento; ambos condicionados por el acceso al agua.

Dada su importancia, en los últimos años se han realizado grandes avances en esta materia, si bien quedan reductos donde el progreso aún no ha llegado. La meta mundial de los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM) relativa al agua potable se alcanzó cinco años antes de los previsto. Desde 1990, según datos de la Organización de las Naciones Unidas, 2.600 millones de personas han logrado este acceso, y se estima que hoy día el 91% de la población mundial, el equivalente a 6.600 millones de personas, utiliza una fuente de agua potable mejorada. Aún quedan, no obstante, otras 663 millones sin acceso, casi la mitad de las cuales se encuentran en el África Subsahariana.

AGUA1

Al año fallecen unas 340.000 por diarreas debidas a un saneamiento deficiente. Casi 1000 niños al día. (Anesvad)

En materia de saneamiento, una de cada tres personas en el mundo, el equivalente a 2.400 millones de personas, carece de saneamiento adecuado. De ellas, según datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), 946 millones de personas defecan al aire libre, siendo ésta una de las principales causas de diarrea, que es a su vez la tercera causa de muerte en niños/as menores de cinco años: al año mueren cerca de 340.000 por enfermedades diarreicas debidas a un saneamiento deficiente. Son casi 1000 niños al día.

El agua insalubre y las malas condiciones higienicosanitarias están en el origen de los más importantes  problemas de salud. Quienes no se lavan las manos con agua y jabón, tienen un riesgo tres veces superior de contraer parásitos u otras afecciones a quienes sí lo hacen, y el 80% de las enfermedades en países en desarrollo están provocadas a un acceso poco seguro al agua y por un saneamiento inadecuado. Un agua segura, higiene y saneamiento adecuado, podría evitar 842.000 muertes al año.

UNICEF NIÑO INDIO

El cambio climático, que amenaza el abastecimiento de agua y la seguridad del agua para millones de niños y niñas que viven en zonas propensas a sequías o inundaciones (Unicef)

Unicef, la higiene y saneamiento

Al hilo del Dia Mundial del Agua, UNICEF señala que el esfuerzo para llevar agua potable a millones de personas en todo el mundo va a ser aún más problemático debido al cambio climático, que amenaza el abastecimiento de agua y la seguridad del agua para millones de niños y niñas que viven en zonas propensas a sequías o inundaciones.

“Ahora que podemos realizar pruebas del agua más baratas y eficientes de lo que éramos capaces de hacer cuando se fijaron los ODM, estamos llegando a un acuerdo sobre la magnitud del desafío que enfrenta el mundo cuando se trata del agua potable”, apunta Sanjay Wijeserkera, Director de los programas mundiales de agua, saneamiento e higiene de UNICEF. “Ahora que los nuevos Objetivos de Desarrollo Sostenible promueven el abastecimiento de agua ‘potable’ para todos, no se trata de que estemos empezando a partir de los resultados de los ODM; se trata de un partido totalmente nuevo”.

Uno de los principales factores que contribuyen a la contaminación fecal del agua es un saneamiento deficiente. A escala mundial, 2.400 millones de personas carecen de retretes adecuados y casi 1.000 millones defecan al aire libre. Esto significa que las heces pueden estar tan omnipresentes en muchos países y comunidades que incluso algunas fuentes de agua mejoradas se contaminan.

Cambio climático aumenta el dengue, paludismo, zika…

Las preocupaciones sobre la seguridad del agua están aumentando debido al cambio climático. Cuando el agua escasea durante las sequías, las poblaciones recurren a agua superficial contaminada. En el otro extremo de la escala, las inundaciones dañan las instalaciones de tratamiento y depuración del agua, y propagan las heces, lo que muy a menudo genera un aumento de las enfermedades transmitidas por el agua como el cólera y la diarrea.

MUJERES AGUA

Cuando el agua escasea durante las sequías, las poblaciones recurren a agua superficial contaminada.

Las altas temperaturas causadas por el cambio climático aumentan también la incidencia de enfermedades relacionadas con el agua como el paludismo, el dengue y ahora el Zika, a medida que se incrementan las poblaciones de mosquitos y se amplía su alcance geográfico.

Según UNICEF, los más vulnerables son los casi 160 millones de niños y niñas menores de 5 años a nivel mundial que viven en zonas de alto riesgo de sequía. Alrededor de 500 millones viven en zonas de inundaciones. La mayoría de ellos viven en el África subsahariana y en Asia.

A partir de hoy, del Día Mundial del Agua y hasta la firma del acuerdo de París el 22 de abril, UNICEF ha iniciado una campaña mundial en Instagram para crear conciencia sobre el vínculo entre el agua, el medio ambiente y el cambio climático.

UNICEF también está respondiendo a los desafíos del cambio climático centrándose en la reducción del riesgo de desastres para los suministros de agua. Por ejemplo:

·         Casi 20.000 niños en Bangladesh tienen ahora acceso a fuentes de agua que resisten al clima y al desastre por medio de un sistema de recarga de los acuíferos que captura el agua durante la temporada de monzones, la purifica y la almacena bajo tierra.

·         En Madagascar, UNICEF está ayudando a las autoridades locales a construir aulas a prueba de ciclones e inundaciones para 80.000 niños, y a proporcionar acceso a fuentes de agua resistentes a los desastres.

·         En Kiribati, una zona propensa a la sequía, las nuevas instalaciones de almacenamiento y recolección de agua de lluvia están mejorando el acceso de las comunidades al agua potable.

En una reciente publicación, A menos que actuemos ahora, UNICEF ha propuesto un programa climático de 10 puntos para los niños y niñas. En él se describen medidas concretas para los gobiernos, el sector privado y los ciudadanos, orientadas a salvaguardar el futuro de los niños y niñas y sus derechos.

Porque la Salud es lo que importa…Pon #Saludentuvida

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s